Numero de Registro: 0242/2016
Fecha de Ingreso: 16/02/2016 hora: 08:00:00
FICHA DE INGRESO

Nombre y Apelido del Investigador Principal:
MARIANELA CHACA MAMANI
Dirección: -
Teléfono: 0 E-mail: - fax: 0
Unidad de Investigación y/o Facultad de Origen:
FACULTAD CIENCIAS AGRICOLAS
Fuente de Información Tipo de Resguardo Ubicación en el estante
EXPOCIENCIA 2014 Física SI digital SI -
Inventores - Dirección - Nacionalidad
GUTIERREZ RIOS WANDA LIBIA SUAREZ OJOPI RICARDO
Nombre del Proyecto:
PLAGUISIDAS SALUD Y MEDIO AMBIENTE
Certifica Autenticidad:
SI Bolivia 16/02/2016

PLAGUISIDAS SALUD Y MEDIO AMBIENTE


Realizar un estudio comparativo de las ventajas y desventajas que los insecticidas químicos y naturales tienen sobre la salud y el medio ambiente.

Recopilar la información (artículos indexados en revistas reconocidas, textos documentales.); Evaluar, las clases de plaguicidas utilizados; Identificara los plaguicidas restringidos en Bolivia; Describir la magnitud y las causas de intoxicaciones agudas por plaguicidas.; Evaluar, a través de exámenes, las clases de plaguicidas utilizados, existencia de intoxicaciones agudas por plaguicidas de origen ocupacional y factores de importancia para su ocurrencia entre pequeños agricultores.

De acuerdo a la información revisada es innegable por un lado la relativa eficiencia de los insecticidas químicos en cuanto a su acción inmediata en el tratamiento de plagas en el campo pero el precio ambiental y en salud que se está pagando es muy alto, por ello, es indispensable hacer frente a esta realidad, pero por otro lado nuevas y mejores alternativas se hacen presentes como son los productos de origen natural.Por su toxicidad intrínseca y su forma de uso, los productos químicos presentan riesgos importantes para la salud humana y el ambiente, tanto a corto como a largo plazo, que no siempre se conocen o se reconocen. En cambio los productos de origen natural como los bioinsecticidas por los beneficios que ofrecen hacen que estos sean cada vez más utilizados por los nulos efectos a la salud y al ambiente. Los campesinos carecen de las medidas de protección más elementales y de información correcta y adecuada ya que las instancias y mecanismos para proporcionarles dicha información y protección, así como la normatividad vigente al respecto, distan de poder cumplir con lo mínimo deseable.Además del uso agrícola y para fines pecuarios de los plaguicidas, también es importante su uso para fines de salud pública, lo cual con frecuencia se olvida cuando se trata de establecer los riesgos de estos productos para el ambiente y la salud. Las principales restricciones a la importación y uso de plaguicidas se han desarrollado internacionalmente y no siempre funcionan de manera adecuada en nuestro país. No hay suficiente apoyo oficial para realizar los estudios epidemiológicos y ecotoxicológicos que permitan fundamentar los cambios necesarios a los mecanismos de control.No existe un sistema eficiente que permita conocer la magnitud y características de los daños de los plaguicidas para la salud, ni se cuenta con estadísticas completas y confiables al respecto. Tampoco existe uno para documentar los daños al ambiente que se pueden atribuir a estos productos.Todo esto contribuye a que la situación de los agricultores y jornaleros sea muy vulnerable, lo que no tiene probabilidad de cambiar mientras no haya interés suficiente de parte de las autoridades, la industria y los comerciantes. Los programas existentes, aunque valiosos, no llegan a todos los que los requieren, ni en la forma en que se requieren. Los insecticidas orgánicos constituyen opciones muy ventajosas desde el punto de vista ecológico y hoy en día la agricultura biológica es un mercado muy demandante de insecticidas vegetales ya que le da un alto valor añadido a los productos y no produce efectos nocivos sobre los recursos naturales, la salud y el medio ambiente, además de representar un ahorro económico.Presentan la gran ventaja de ser compatibles con otras opciones de bajo riesgo aceptables en el control de insectos, lo que aumenta enormemente sus posibilidades de integración a un programa de Manejo Integrado de Plagas. Para continuar con el incremento en la comercialización y la aplicación de productos bioinsecticidas, es necesario realizar más investigación, tanto científica como de mercados, enfocada a mejorar la producción, calidad y distribución de los mismos. Así como los plaguicidas químicos no hay registros oficiales que regulen el uso de los insecticidas naturales.La salud de los agricultores es afectada por el uso de plaguicidas esto se demuestra por que mas de la mitad de los agricultores indican haber experimentado síntomas tóxicos después de rociar con estas sustancias. Los síntomas se asociaron significativamente con el número de veces de rociado y la clase tóxica del plaguicida utilizado. De igual manera, se encontró una disminución de la actividad de colinesterasa en suero, una enzima cuya actividad se ve disminuida en las intoxicaciones por organofosforados y carbamatos.La lectura de las instrucciones de los envases de los plaguicidas antes de ser usados, así como el uso de equipo protector personal y el no aspirar el inyector del rociador de la mochila cuando esta obstruido, mostraron ser factores protectores contra los síntomas tóxicos después de rociar.

-

Ing. Raul Machaca