Numero de Registro: 0134/2015
Fecha de Ingreso: 05/11/2015 hora: 08:00:00
FICHA DE INGRESO

Nombre y Apelido del Investigador Principal:
MARÍA DEL CARMEN ZURITA MÉRIDA
Dirección: -
Teléfono: 0 E-mail: - fax: 0
Unidad de Investigación y/o Facultad de Origen:
Facultad Politecnica
Fuente de Información Tipo de Resguardo Ubicación en el estante
EXPOCIENCIA-2014 Física SI digital SI -
Inventores - Dirección - Nacionalidad
MA. DEL CARMEN ZURITA MÉRIDA PAOLA BRIYINTH HEREDIA
Nombre del Proyecto:
DESNUTRICION POR PARASITOSIS (HIMENOLIPIASIS Y ESTRONGILIOSIS) EN EL ENTORNO FAMILIAR EN SANTA CRUZ DE LA CIERRA GESTION 2014
Certifica Autenticidad:
SI - 05/11/2015

DESNUTRICION POR PARASITOSIS (HIMENOLIPIASIS Y ESTRONGILIOSIS) EN EL ENTORNO FAMILIAR EN SANTA CRUZ DE LA CIERRA GESTION 2014


-

-

-

DESNUTRICION POR PARASITOSIS (HIMENOLIPIASIS Y ESTRONGILIOSIS) EN EL ENTORNO FAMILIAR EN SANTA CRUZ DE LA CIERRA GESTION 2014 RESUMEN DEL PROYECTO Las infecciones parasitarias y la desnutrición, constituyen hoy en día la principal causa de infecciones en niños menores de 5 años; llegando a limitar el desarrollo social y económico de su entorno familiar. Mejorar la calidad de vida de niños parasitados radica en medidas de prevención y control de las parasitosis, así como:• higiene personal,• erradicación del fecalismo ambiental,• la protección de alimentos, agua y utensilios,• evitar la onicofagia en niños.Y por último un tratamiento específico para cada parasito intestinal. (ref. parasitología de A. Atias Martin) La himenolipiasis y estrongiloidiasis encontrados en un examen coproparasitologico en un niño de 3 años de edad, ha generado un interés en estudiantes de la carrera de medicina del área de parasitología de la Universidad De Aquino Bolivia (UDABOL); enfocándose principalmente en estos dos parásitos intestinales.“La himenolipiasis es el cestodo más común en el llano boliviano, es la infección parasitaria del intestino delgado producida por parásitos del género “hymenolepis” donde llegan a producir huevos infectantes.Este género poseen dos especies que parasita al hombre, el ”hymenolepis diminuta o tenia del ratón” y la “hymenolepis nana o tenia enana” que es la más frecuente principalmente en niños de bajos recursos debido a la mayor facilidad de transmisión por los precarios hábitos higiénicos y el consumo de alimentos infectados en los que causan sintomatología digestiva. Las infecciones: leves son asintomáticas o presentan molestias abdominales vagas. Las infecciones moderadas: producen• Dolor abdominal • Meteorismo• Vómitos• Diarrea• Palidez• Pérdida de peso Las infecciones severas:• Diarreas frecuentes• Síndrome de mala absorción.La estrongiloidiasis stercoralis, es un parasito muy pequeño que vive en el interior de la mucosa del intestino delgado; donde produce huevos que se transforman en larvas en la luz del intestino. Estas larvas en el exterior se convierten de rhabditiformes a filariformes, esta última infecta a través de la piel y hace ciclo pulmonar.En la puerta de entrada por la piel se presenta dermatitis, en el pulmón las larvas producen neumonitis y en el intestino inflamación, con ulceras por desprendimiento de la mucosa en casos severos. Los pacientes infectados por un gran números de parásitos, presentan complicaciones de gran importancia entre ellas diarreas profundas y anemias.” (ref. David botero, marcos Restrepo).Se produce la desnutrición en niños, debido a que estos parásitos intestinales consumen los nutrientes de los alimentos y no dejan que el organismo los absorba, además produce diarrea con moco y sangre; por ello, algunos niños presentan cuadros anémicos o desnutrición con falta de concentración o cansancio crónico. El deterioro que produce genera dificultad es como:• Bajo crecimiento, bajo peso y debilidad • Entrada tardía a la escuela y fallas de asistencia,• Estudios escolares incompletos y deficientes • Productividad deficiente.Estos efectos dañinos son mayores en niños pre-escolares y escolares que se han desnutrido por falta de aporte alimenticio, en esos grupos se ha comprobado que al desparasitarlos cada cuatro a seis meses, de manera repetida se observa un aumento significativo en la capacidad física, de crecimiento y peso.

Ing. Raul Machaca